En la sencillez reina la elegancia

by - 12/07/2016

Hoy os traigo una boda gallega celebrada en Arteixo, A Coruña, esa "terriña" que tanto me gusta. Una boda "hecha en casa" donde destaca el cariño y lo involucrados que estuvieron con ello familiares y amigos. El resultado, una boda íntima y familiar donde reinó la elegancia.
La boda tuvo lugar en el Pazo de Atin en Arteixo, casa familiar de la novia, donde todo se llevó a cabo. Se trata de un pazo del siglo XVI, una casa y jardines rodeados totalmente por una muralla de piedra antigua. Sin duda un enclave de ensueño.

La ceremonia fue en la capilla propia del Pazo, dentro los familiares y testigos mientras que el resto de invitados siguieron la misa desde fuera donde colocaron sillas.



Florista Verdelar fue la encargada de la decoración floral de la Iglesia.
El aperitivo tuvo lugar en el jardín, de estilo francés con flores, jardineras y camelios en el centro rodeando un estanque de piedra precioso. La comida y el baile se desarrollaron en una carpa transparente que permitía seguir disfrutando del entorno en el que se encontraban.






Tanto de la organización como de la decoración se encargó la novia junto a Mon amie eventos. Buscaron adaptarse al entorno tradicional gallego por lo que utilizaron elementos de la tierra, flores silvestres y verdes, telas estampadas... Además contaron con la colaboración de familiares y amigos que ayudaron los días previos e incluso el mismo día de la boda. Como os decía al principio, se implicaron muchísimo. Fue una boda "heartmade" en toda regla.









Del catering se encargó Showcooking, un catering muy completo que aúna tradición con últimas tendencias culinarias. "Un servicio increíble y una comida que no dejó  a nadie indiferente con productos de la tierra"




La novia lució perfecta en su gran día con una precioso vestido de Poe and You, de la diseñadora gallega Leticia Garnelo






Para la ceremonia, al ser un momento más sobrio, lució una chaqueta estructurada con escote marcado y espalda abullonada.





Para el cóctel y la comida se anudó la cola a la cintura y se sacó la chaqueta luciendo así un vestido con corte en la cintura y escote en v delantero con un desflecado que continuaba en los tirantes de la espalda. 





Del maquillaje y peinado, un recogido con pulsera art deco de brillantes, de la madre del novio, encajada en la parte de atrás del moño, se encargó Guillermo Matellano. 




Ramo de Verdelar


"Para mi fue muy especial casarme con los zapatos de boda de mi madre, de los pequeños suizos, una maravilla de diseño y comodidad…"


Para la noche cambió su look para estar cómoda para bailar, se quitó la cola y se puso un fajín a la cintura. Para hacerlo más de noche se soltó el pelo y se pintó los labios con un toque de purpurina.


Todo el reportaje fotográfico es de Daniel Santalla, un fotógrafo coruñés que enamora con sus instantáneas. Su trabajo, como habéis visto, es precioso. 





¡Por muchos años de felicidad!
😘😘😘

You May Also Like

0 comentarios